Los Síntomas

La Epidemia Silenciosa

 

 Problemas inmunologicos, digestivos y neurológicos caracterizan a los Trastornos del Espectro Autista, la Hiperactividad, el Deficit Atencional .

El autismo no es un síntoma....es una enfermedad...................... y aun cuando la medicina tradicional se mantiene aferrada a las probables causas geneticas,  no puede dejar de ver y desconocer el amplio espectro de síntomas fisiológicos que aparecen en estos cuadros:

 

* Gripes, otitis, faringitis, bronquio litis, asma, resfrios.

* Mal aliento

* Muguet (sarro blanco en la lengua)

* Colicos intestinales

* Estreñimiento o

* Diarreas frecuentes...o caca inconsistente, con mucosa

* Alergias en la piel, hongos, dermatitis

* Selectividad en las comidas (prefiere dulces, carbohidratos o leche y derivados).

 

LA INFANCIA EN PELIGRO

 

Estos trastornos parten de Deficiencias inmunologicas...que hace que los niños enfermen...infecciones de vias aeres a repeticion es un factor comun en muchos casos.

Un Sistema Inmunologico Deficiente hace que la mucosa intestinal ( casi 70% del Sistema Inmunologico) SE DEBILITE....en estas condiciones, la mucosa intestinal no puede controlar las levaduras que habitan en el intestino y que son necesarias para procesar alimentos y mantener un PH adecuado.......Asi el niño se enferma, los medicos prescriben ANTIBIOTICOS Y/O CORTICOIDES...que afectan a la FLORA INTESTINAL...ya que matan bacterias buenas de la misma..y de esta forma PROMUEVE UNA INFECCION INTESTINAL (conocida como Disbiosis)...cuando levaduras mas resistentes a los antibiotoicos...se propagan en forma de HONGO, ocupando el lugar de las levaduras muertas.....ASI COMIENZA LA ENFERMEDAD,  QUE SE VA CRONIFICANDO estimulada por la alimentación a base de azucares refinados y carbohidratos....

 

 

El 90% de la población infantil esta en riesgo de padecer estos trastornos fundamentalmente si se enferman de gripes bronquios, garganta u oidos a repeticion y si tienen que hacer tratamientos antibióticos o con corticoides.

 

Los antibióticos deben ser prescritos de forma tal que conserven el equilibrio intestinal por lo que deben ser acompañados por probioticos y antimicoticos.